Número: 35.     4ª época.     Año XVI     ISSN: 1989-6289

35 > Equipo > Eriloe > d20 - Aceite de Tillium mestizo (Eri). Por: Ignacio Conesa Zamora

 

ACEITE DE TILLIUM MESTIZO

El aceite de tillium mestizo es uno de los grandes secretos que se perdieron durante la Guerra de los Portales. Su fórmula era tan solo conocida por Los Guardianes del Árbol Flotante, que desapareció en los primeros días del conflicto. Esta hermandad estaba formada por druidas dedicados a la preservación de las masas boscosas de tillium. De hecho la teoría de que son los árboles de tillium los que mantienen flotando las masas terrestres de Eriloe fue difundida por ellos. Si realmente creían ese postulado o era solo una artimaña para asegurarse la preservación del tillium es algo que jamás sabremos, ya que la verdad murió cuando los Guardianes desaparecieron. Su exterminio no debió ser muy sorprendente. Se trataba de un grupo de druidas bastante bienintencionados, poco interesados en controlar los Portales y por tanto presa fácil de otros lanzadores de conjuros sin tantos escrúpulos, que los veían como una molestia poco previsible.

Si hacemos caso a los glifos encontrados en la frontera de Corus con los Elfos del Interior, los Guardianes desarrollaron grandes prodigios con el tillium, entre ellos el desarrollo de la variedad conocida como tillium negro, que actualmente solo puede encontrarse en el corazón del Nuevo Mundo. El idioma en el que están escritos estos glifos apenas se ha descifrado, pero extraños eruditos de misterioso aspecto, altamente sospechosos de ser antiguos o sombras disfrazados, han arrojado pequeñas pinceladas de luz sobre dichos glifos. Estas investigaciones han permitido descifrar la naturaleza del aceite de tillium mestizo, si bien no se sabe lo suficiente como para llevar a cabo su síntesis. Casi todas las investigaciones la está llevando a cabo la rama monacal del culto de la Iglesia de Corus, por lo que el secretismo y la desinformación están al orden del día. Lo que ya ha sido ampliamente aceptado por la comunidad científica de Eriloe es que el aceite mestizo posee propiedades mixtas entre el tillium común y el negro. De esta forma se cree que una dilución de este aceite con otras substancias permitiría acceder a la posibilidad de tener un material que tuviese un nivel de equilibrio variable.

La línea de investigación actual se centra ahora en la constatación de una leyenda que circula entre los pobladores corusianos de la frontera con el estado elfo. Según esta leyenda, una mujer del bosque se enamoró de un Héroe local y le regaló un trineo tirado por pájaros que le permitía volar sobre los árboles. Otras variaciones de esta leyenda se encuentran también en los Estados de la Montaña y en Isomor, por lo que el clero de Corus cree en la existencia de una driada, antiguo miembro de los Guardianes del Árbol Flotante, que consiguió escapar del exterminio refugiándose en su árbol y entrando en un estado de sueño comatoso que la haría indetectable. Ahora sus esfuerzos se centran en encontrar a esta driada y despertarla si fuera necesario para obtener el secreto de aceite mestizo.

Sin embargo es posible que el secreto ya haya sido desvelado. En los últimos días del Emperador informadores de Ös aseguran que, durante el asalto a esa ciudad, se vieron vehículos demasiado maniobrables como para poder emplear tan solo tillum negro o común, y hoy en día esos extraños artilugios han sido vistos en operaciones encubiertas con el sello de los Guardianes del Fuego Eterno. De todas formas todo son rumores e informaciones de tercera mano, y quien quiera que tenga el secreto lo guarda celosamente.

Si hacemos caso a los rumores, el aceite de tillium mestizo se consigue injertando ramas floridas de tillium normal en troncos de tillium negro. Si el injerto prospera, cosa que exige una pericia considerable, la flor se convierte rápidamente en un fruto carnoso. De este fruto se puede extraer un aceite que tiene la capacidad de anular temporalmente la capacidad sustentadora tanto del tillium negro como del común. Así extendido sobre el tillium de un vehículo permitiría reducir la altura del mismo sin necesidad de cargar lastre. Aplicando luego una película de resina del tillium tratado las propiedades del mismo volverían a su estado original, permitiendo una gran variedad de posibles alturas de vuelo a base de aplicar capas sucesivas de aceite y resina. Sin embargo el proceso envejece rápidamente el tillium, y al cabo de unas cuantas aplicaciones lo convierte en madera normal. Así un uso indiscriminado supondría el agotamiento de la masa forestal de tillium, lo cual explica porqué los Guardianes del Árbol Flotante eran tan celosos de su secreto.