Exo
 Ayudas
    Afición (62)
    Ambientación (293)
    Reglas (194)
    Equipo (236)
    Sucesos (210)
      Tramas
    Aventuras (141)
    Preg./Resp.
 Productos
 Enlaces
 





Licencia Creative Commons para el texto de la web (quedan excluidas de la licencia CC las ilustraciones)


viernes, 27 de noviembre de 2020


 

Frenepsí

El síndrome de Vletzker, más conocido popularmente como frenepsí, es un extraño fenómeno que aqueja exclusivamente a los individuos psiónicos. Descubierto e identificado en el año 2433 dV. por el científico sertiano Elías Vletzker, su naturaleza e incluso su misma existencia ha sido objeto de controvertido debate científico.

Se calcula que, aproximadamente, una de cada novecientas personas dotadas con poderes psiónicos sufre un brote de frenepsí la primera vez que manifiesta sus poderes, sin contar a quienes puedan llegar a infectarse mediante contagio. El frenepsí ha sido definido como enfermedad mental por los psiquiatras, enfermedad psiónica por los omentá de la Triple S, como posesión demoniaca por algunos teólogos o incluso, en opinión de algunos expertos denostados por la mayor parte de la comunidad científica, como control ejercido sobre el individuo por parte de una criatura psiónica procedente de otra dimensión. En realidad no está muy claro de qué se trata, e incluso la teoría de la posesión podría no estar del todo desencaminada a la vista de los radicales trastornos de personalidad que sufren los afectados y de que, aparentemente, el mal busca propagarse.

El peor brote de frenepsí registrado sucedió en Vettera, en el año 2812 dV., en el que varias docenas de infectados adoptaron grandilocuentes noms de guerre y, durante semanas, se dedicaron a luchar entre sí ataviados con espectaculares disfraces, provocando gran número de altercados públicos. A raíz de tal incidente, el Ayuntamiento de Vettera creó una pequeña unidad integrada dentro de su área de servicios sociales, dedicada a la prevención, detección y contención de este mal. En la actualidad, apenas una docena larga de personas trabaja en este servicio, formado mayoritariamente por médicos, psicólogos y policías, todos ellos "desterrados" en este destino por alguna falta o error cometido en su anterior trabajo. La unidad, apodada "los cazafrikis" por los agentes de policía de Vettera, tiene plena competencia para investigar y erradicar los posibles casos de frenepsí en todo el planeta, así como para realizar detenciones previa orden judicial. Existen unidades análogas en otros planetas desarrollados del núcleo.

Reglas

Cuando alguien manifiesta por primera vez en su vida un poder psiónico del primer horizonte o superior, debe llevar a cabo una TA de PSIx3. En caso de obtener un triple cero (fallo absoluto: 0,0,0), se habrá convertido en el paciente-cero de un brote de frenepsí.

Síntomas

Los afectados por el frenepsí muestran los siguientes síntomas:

· El sujeto se encuentra en un estado de euforia permanente.

· Poco a poco, el sujeto desarrolla una personalidad megalómana. Se ve a sí mismo como superior a todos los demás, especialmente en lo que respecta a sus poderes.

· Las puntuaciones de Potencia, Sentido e Ímpetu se incrementan gradualmente hasta un máximo igual a la puntuación de la característica PSI, a razón de un punto por día.

· Todas las ramas psi se consideran favorables para él.

· Todos los éxitos en las TA de habilidades psi se consideran automáticamente Éxitos altos.

· El obtener un Éxito alto en las TA de habilidades psi hace que su uso no consuma ningún punto de PSI.

· El sujeto desarrolla una adicción al uso de sus poderes, casi siempre dejando de lado toda cuestión ética que pudiera impedirlo. En toda situación en que sus poderes pudieran resultarle útiles, deberá llevar a cabo una TA de Voluntad (Volx3) para no emplearlos. El DJ puede modificar esta TA en un -1GD si el uso concreto de los poderes en dicha situación es especialmente inmoral.

· Si en algún momento se queda a cero Puntos de PSI, debe hacer una tirada de PSIx3, cae en un estado catatónico.

· Si el algún momento obtiene un Fracaso alto en una TA de una habilidad psi, sufre inmediatamente un derrame cerebral, con probable resultado de muerte o graves secuelas (resultado par en el dado EXO de la tirada).

Contagio

Una de las peores características del frenepsí es que es contagioso. Los no-psiónicos están a salvo, pero si otro psiónico resulta ser el objetivo de un poder psiónico de un infectado (algo que queda a discreción del DJ), deberá llevar a cabo una TA de PSIx3. Si obtiene un Fracaso alto, a su vez se habrá infectado, desarrollando el frenepsí en tantos días como el resultado del dado Exo de la tirada. Afortunadamente, en la mayoría de los casos el mal tiene cura. Algunas especies son naturalmente inmunes al frenepsí, como por ejemplo los verrianos, los sheller y otras especies no mamíferas.

Tratamiento

Descubierta accidentalmente por la Dra. Susana Martûk en el año 2757 dV., la cura del frenepsí consiste en terapia represora. La denominada Terapia Martûk consiste en mantener al sujeto sin la capacidad de emplear sus poderes psiónicos durante un tiempo prolongado (tantos días consecutivos como el valor de la característica de PSI del infectado) produce la gradual vuelta de éste a la normalidad. Generalmente esto solamente puede conseguirse manteniéndolo sedado durante todo el tratamiento, ya que a la mínima oportunidad intentará usarlos. Por desgracia, el paciente cero es incurable por este método, así que debe ser eliminado, criogenizado o mantenido en un coma inducido indefinidamente, si es que sus familiares pueden pagar el coste de la hospitalización.

 

 

Siguenos:

Subscríbete en Feedly


Sombra por dentro

Tweets by jchsombra

 


Cita

«Señores, se lo diré sin rodeos: es duro y ojalá no fuera así pero están aquí para aprender a matar.»

Lafayette G. Pool