Número: 163.     4ª época.     Año XV     ISSN: 1989-6289

163 > Reglas > Naves > Problemillas a bordo (12): soporte vital (Exo). Por: Sergio Jurado

 

Problemillas a bordo 12: soporte vital

Este artículo emplea las reglas de mantenimiento y averías aparecidas en el artículo 15152 Ver.

Entorno

Filtraciones.

Código: C-T=P-

Habilidad: Técnico (sis. auxiliares).

Leve: La nave sufre de goteras y humedades. Molestas sí, pero en definitiva inocuas. A criterio del DJ puede tratarse de casi cualquier cosa, desde aceite de motor a aguas fecales. Si se trata de una nave tipo caza (con una carlinga muy pequeña) puede tratarse de condensación de humedad en la cabina, haciendo que las pantallas se empañen u otras incomodidades.

Grave: La nave sufre de filtraciones o goteras de alguna sustancia que no debería entrar en contacto con la piel, posiblemente alguna sustancia caústica o líquido refrigerante que provoca daños por contacto. Si alguien la toca por accidente, se tratará como un ácido de una potencia igual al resultado del d- de la tirada de avería.

Muy grave: La nave sufre de filtraciones o goteras de alguna sustancia que no debería entrar en contacto con la piel, posiblemente algún ácido o incluso líquido contaminado por las emanaciones del núcleo del motor. Si alguien la toca por accidente, se tratará como un ácido de una potencia igual al resultado del d+ de la tirada de avería.

Gravedad artificial.

Código: C+T+P+

Habilidad: Técnico (sis. auxiliares).

Leve: El sistema de control de gravedad de la nave es uno de los más delicados y sofisticados que hay a bordo de cualquier nave. El problema es que falla intermitentemente cada d- horas. Durante esos incidentes la nave pasa a tener gravedad baja (dEXO impar) o alta (dEXO par) durante d+ minutos.

Grave: El sistema de control de gravedad de la nave es uno de los más delicados y sofisticados que hay a bordo de cualquier nave. Si el resultado del dEXO de la tirada de avería fue impar la gravedad de la nave pasa a considerarse baja. Si el resultado del dEXO fue par la gravedad de la nave pasa a considerarse alta.

Muy grave: El sistema de control de gravedad de la nave es uno de los más delicados y sofisticados que hay a bordo de cualquier nave. El problema es que se ha averiado. La nave se queda sin gravedad hasta que la avería sea reparada.

Luz.

Código: C-T=P-

Habilidad: Técnico (sis. auxiliares).

Leve: En ocasiones, algunas luces de la nave tintinean durante un rato, se encienden o apagan solas, etc.

Grave: Las luces de una zona de la nave, determinada al azar, se estropean. La zona estará en condiciones de oscuridad hasta que la avería sea reparada.

Muy grave: Las luces de toda la nave se estropean. Si cuando esto sucede se encuentran en el subespacio, llegar hasta donde guarden la linterna puede convertirse en toda una epopeya.

Temperatura.

Código: C-T=P-

Habilidad: Técnico (sis. auxiliares).

Leve: La temperatura a bordo de la nave baja hasta niveles molestos, por debajo de los 12º (o de la temperatura que resulte agradable para la mayor parte de la tripulación). Por el momento se puede solucionar poniéndose más de ropa y echando una o dos mantas al catre, pero no deja de ser una molestia (sobre todo para los tripulantes espaciales, que están acostumbrados a regular la temperatura a su gusto). Alternativamente, podría ser que la temperatura a bordo suba por encima de los 30º, haciendo imposible conciliar el sueño (y recuperar Puntos de Mente). Habría que darle un repaso al sistema para reajustarlo antes de que la cosa vaya a más...

Grave: El sistema de calefacción de la nave no funciona bien. La temperatura ambiental desciende hasta niveles preocupantes, por debajo de 0º. Para no sufrir sus efectos es necesario emplear ropa especial para frío. Alternativamente, podría subir por encima de los 50º o más, aumentando la posibilidad de sufrir un golpe de calor.

Muy grave: El sistema de calefacción de la nave se estropea. La temperatura ambiental comienza a descender alarmantemente y, de seguir así, así alcanzará temperaturas mortales en dEXO horas. A partir de ese momento, será necesario emplear trajes calefactores y respiradores para sobrevivir. Alternativamente, podría ir incrementándose lentamente hasta convertir el interior de la nave en una sauna, con temperaturas de 75º o incluso más…