Llego hasta aquí



 Rol Negro
 Ayudas
    Afición (41)
    Ambientación (161)
    Reglas (97)
    Equipo (103)
    Sucesos (204)
    Aventuras (129)
    Preg./Resp.
 Por autor
 Productos
 Enlaces
 





Licencia Creative Commons para el texto de la web (quedan excluidas de la licencia CC las ilustraciones)


viernes, 14 de junio de 2024


 

Puñales por la espalda, renacimiento del "whodunit"

"Whodunit": género policiaco de trama compleja en la que el interés principal es descubrir quién es el criminal. Un tópico de estas historias es que el lector o espectador ha de tener los datos suficientes para resolver la trama antes de que lo haga el detective ficticio. Otro es que dicho detective será a menudo un investigador extraoficial o aficionado, de carácter excéntrico.

De la reseña que realizamos de Brick (14134 Ver) ya sabíamos que a Rian Johnson, quizás más conocido por dirigir y guionizar el episodio VIII de Star Wars (Los últimos Jedi), se le daba bien el género negro. Lo que no sabíamos cuando hicimos esa reseña es que Rian se iba a lanzar a revitalizar el "whodunit" con dos peliculones: Puñales por la espalda y Glass onion (subtitulada como una segunda parte de "puñales por la espalda" contra el criterio del director).

Por cierto, os vamos a poner los trailers de ambas películas pero, sobre todo en el caso de la segunda, os podríais destripar alguna cosa. Cosas poco importantes, para nada destripan la historia ni señalan a los criminales pero si sois de los que os gusta que os sorprendan incluso en los detalles pequeños o triviales (como yo) mejor no los veáis.

Argumento.

Puñales por la espalda

Póster de la película

En este caso tenemos una historia clásica de muerte que de repente se vuelve sospechosa. Un famoso escritor de libros de misterio, Harlan Thrombey, ha muerto. Aparentemente, se ha suicidado de una forma un tanto brutal. Sin embargo, la policía y sobre todo el extravagante detective que aparece en escena tienen muchas preguntas sobre las extrañas circunstancias que rodean la muerte. ¿Puede que el millonario haya sido asesinado? Hay pruebas que no encajan con el suicidio. ¿Los herederos son sospechosos? No parecen tener motivos para ello pero todos recibirían bastante dinero con su muerte. ¿Qué desvelará el testamento del finado? ¿Qué misterios oculta la mansión, llena de guiños a las novelas del muerto? La película centra su historia en ir resolviendo estas preguntas pero lo que la hace especialmente interesante es la manera en que las resuelve.

Trailer: Ver Ver

Glass Onion.

Póster de la película

Un millonario de la industria tecnológica invita en plena pandemia a un grupo de amigos muy dispares a pasar un fin de semana en su isla privada. Durante este retiro habrán de participar en un inocente juego de misterios. Sin embargo, Benoit Blanc, el detective de Puñales por la espalda estará también allí. Pronto, la actitud de Benoit primero y la aparición de algún invitado sorpresa nos dejarán claro que hay poco de inocencia en esta historia. Tanto el anfitrión como la isla y sus invitados son un grupo extravagante por sus opiniones o sus actividades, lo que creará numerosos momentos de levantamiento de cejas.

Trailer: Ver Ver

Puzzles, homenajes y política

Tengo que recalcar que tanto Puñales por la espalda como Glass Onion me han parecido buenas películas y muy recomendables. De hecho, la segunda me parece una de las mejores de su género y se ha convertido en una de mis favoritas de todos los tiempos. Sin embargo, creo que hay motivos para considerar la primera superior a la segunda. Esto es habitual en el mundo del cine y suele suceder porque con la segunda se pierde la frescura de la primera. Pero en este caso creo que, siendo Glass Onion de hecho más "fresca" que Puñales por la espalda, creo que es inferior por tres motivos concretos.

Uno de los tropos que mejor conserva Johnson en esta revitalización del "whodunit" es que el espectador, usando las pistas que aparezcan en pantalla, debe poder resolver el caso antes de que termine la película. No tiene que ser sencillo y desde luego la película suele ser mejor si no lo es pero las pistas han de estar ahí, a la vista. Igual que una buena partida de rol es aquella en la que los personajes pueden usar atajos basados en su inteligencia para resolver un misterio. En este sentido, creo que Puñales es superior a Onion, ya que en la primera las pistas visuales están ahí para construir la información necesaria, mientras que en la segunda tienden algunas a confundirte, bien por ser confusas en sí, bien por ser tan obvias que no te las crees. Tomad nota a la hora de construir vuestras historias de crímen.

Como revitalización del género, ambas historias están llenas de homenajes a trabajos anteriores. Sin embargo, mientras que la primera es un homenaje genérico a una serie de películas y el único directo que puede hacerse es a un librojuego de la serie Elige tu propia aventura, en Glass Onion los homenajes son algo más descarados y por tanto menos orgánicos. Hay quien ve en ella Diez Negritos o Asesinato en el Orient Express pero la referencia más clara sea probablemente Un cadáver a los postres. Como lección para crear historias de misterio para Rol Negro: haced homenajes que la mesa de juego pueda detectar (disfrutan descubriéndolos) pero que no sean obvios.

Finalmente, como con cualquier otra película, las opiniones políticas de Johnson están ahí. Como forma de comunicación con una audiencia, que exista mensaje en una obra es natural y en el caso de estas películas se vuelve hasta positivo, pues sirve para mostrar el carácter de los personajes. Lo que le pase a Marta en Puñales por la espalda nos importa mucho más por cómo son las personas que la quieren mal, de la misma manera que la falsa intelectualidad de los invitados de Glass Onion nos hace compartir el desdén de Benoit Blanc por ellos. Sin embargo, esa comunicación política se hace en Puñales de nuevo de manera más orgánica y en Glass Onion más descarada. Obviaré los nombres de algunos de los famosos que están claramente retratados y satirizados sin piedad en esta obra porque creo que son bastante obvios, sobre todo el magnate tecnológico y el youtuber misógino, pero la referencia a Karl Lagerfeld como representante de los bocazas sobrevalorados es demasiado descarada para obviarla. Y ese empeño en la sátira obvia le quita algo de valor a Glass Onion como obra de arte, por mucho que Johnson la haga con bastante inteligencia.

Jugabilidad

Es complicado convertir en partida de Rol Negro la historia de dos películas de tanta popularidad y recencia, ya que es muy posible que la mesa de juego las haya visto y recuerde bien. Pero los ladrillos con los que ambas se construyen sí nos pueden servir. Benoit Blanc podría existir en nuestra campaña de Rol Negro y podría derivarnos casos que no sean lo bastante interesantes para él. También podríais reconstruir los argumentos de ambas películas con un estilo cuniense. Un millonario alquila al Isla del Diablo para una fiesta en la que un grupo de presos deberá resolver un falso crímen, bajo la promesa de darles un buen trabajo cuando salgan de prisión. Seguro que tiene trampa…

 

 

Diario Sombra:

Subscríbete en Feedly

Redes Sociales:



Grupos de jugadores:




Cita

«Debemos atacar, atacar y otra vez atacar.»

Doenitz