Llego hasta aquí



 Serie Hispania
 Ayudas
    Afición (8)
    Ambientación (38)
    Reglas (23)
    Equipo (26)
    Sucesos (71)
    Aventuras (63)
    Preg./Resp.
 Por autor
 Productos
 Enlaces
 





Licencia Creative Commons para el texto de la web (quedan excluidas de la licencia CC las ilustraciones)


domingo, 14 de agosto de 2022


 

Rata negra

Aunque a principios de 1808 se había empezado a cuidar el saneamiento urbano, estas mejoras fundamentales alcanzaban solo a las grandes ciudades y no a todos los barrios de estas. No era raro ver pueblos o ciudades pequeñas donde los habitantes seguían echando sus desperdicios a la vía pública. La rata siempre había encontrado su hábitat en el campo donde la comida era abundante: campos plantados, graneros, pero también es verdad que allí había algunos depredadores (incluyendo los granjeros) que controlaban su número. Sin embargo, con el crecimiento de las ciudades y el incremento del comercio marítimo en épocas anteriores, varias especies de ratas invadieron los entornos urbanos. Entre ella, la rata negra (o rattus rattus) y la rata parda (de esta última hicimos un artículo en Rol Negro que podrás aplicar a 1808 sin muchos inconvenientes: 10353 Ver).

La rata negra no es de gran tamaño (hasta 22 centímetros de cuerpo), pero tiene una cola mayor que su cuerpo (hasta 24 centímetros) que no tiene pelos y parece escamosa. Su hocico es puntiagudo y sus orejas grandes. Pesan entre 300 y 500 gramos y la piel es negra o gris. Su ciclo reproductor está sujeto a las estaciones (dos partos al año), pero en entornos donde estén protegidas en invierno, pueden tener más camadas (hasta 5). La gestación solo dura 21 un día y la lactancia un mes. A partir de ahí las crías de rata son perfectamente funcionales, aunque crecerán un poco más. Las hembras ya son maduras a esa edad y pueden tener crías a su vez. En cada parto nacen entre una y doce crías (siete es lo habitual).

Aunque las ratas negras están bastante demonizadas por su asociación con la propagación de la peste bubónica, la verdad es que son las pulgas las que trasmiten, las ratas son solo un vehículo. Su peligro principal son las pérdidas económicas, comen de todo, los daños materiales (puedes agujerear paredes o techos) y las mordeduras (que suelen ser infecciosas, con la rabia por ejemplo). También trasmiten el tifus y ese si puede ser un foco peligroso en 1808.

Rata negra. Imagen H. Zell CC BY-SA 3.0

A efecto de juego considera lo siguiente:

Rata negra:
Correr: 19
Descubrir: 25
Esconder: 19
Pelea (mordisco): 15 (ver nota)
Nadar: 15
Sigilo: 17
Trepar: 15

Nota: las ratas en solitario nunca atacarán a un personaje o a un animal de mayor tamaño que ellas. Huirán siempre. La habilidad de Pelea refleja la posibilidad de que una rata muerda al contrario cuando estas atacan en grupo. Para que lo hagan, las ratas deben estar hambrientas o sentirse acorraladas (por fuego o algún depredador). El valor refleja la posibilidad de que una rata muerda a un objetivo de tamaño humano (favorece la tirada en objetivos más pequeños o incapacitados). El mordisco hará un daño tipo 0-4 (mínimo 1). Si la rata consigue morder, el atacado deberá realizar una tirada de vitalidad; si la falla, caerá enfermo (la rabia, el tifus) y perderá un tipo II de puntos de vida por la enfermedad. La enfermedad no tiene que ser mortal salvo que los puntos de vida perdidos lleven al personaje por debajo de 0 puntos. De todas formas, nunca será inmediato, la pérdida de puntos de vida irá ocurriendo al ritmo de uno o dos diarios. TA exitosas de Medicina no conseguirán curarle (la medicina de esta época es limitada), pero un crítico detendrá la pérdida de puntos y, posiblemente salve la vida del personaje.

 

 

Diario Sombra:

Subscríbete en Feedly

Redes Sociales:



Grupos de jugadores:




Sombra por dentro

Tweets de Ediciones Sombra

 


Cita

«A ver si el frío hace que caigan los más débiles y mejora esta mediocre raza italiana.»

Mussolinni