Número: 157.     4ª época.     Año XIV     ISSN: 1989-6289

157 > Equipo > Naves > Velero Solar (Exo). Por: Sergio Jurado

 

Velero solar

Velero Solar

Una vela solar es un método de propulsión alternativo o complementario al uso de motores. Las velas solares captan empujes producidos por fuentes externas a la nave, de modo que no es necesario contar con motores ni combustible. En función de la fuente de impulso que pretendan captar, las velas solares se clasifican en dos grandes grupos:

Velas de fotones o fotónicas: consisten en una gran superficie compuesta por una o varias láminas reflectantes muy ligeras, capaces de aprovechar la presión lumínica de la radiación solar para obtener impulso. Además de fotones de origen solar, las velas pueden diseñarse para aprovechar cualquier otro tipo de ondas electromagnéticas, tales como rayos láser o microondas.

Velas de plasma: a diferencia de las velas fotónicas, consisten en grandes mallas o redes en las que se genera un campo eléctrico o magnético capaz de interceptar el plasma del viento solar para obtener impulso. En función del campo que generen, estas velas se denominan velas magnéticas o velas eléctricas.

Debido a la escasa potencia que ofrecen las velas solares, las naves propulsadas por este método necesitan ser enviadas al espacio por otros medios (a bordo de naves con motores convencionales, usando ascensores espaciales, etc.). Una vez fuera de la atmósfera planetaria, su aceleración es extremadamente lenta. Sin embargo, como el empuje sobre la vela se aplica de forma ininterrumpida, con tiempo una nave provista de velas puede alcanzar velocidades muy altas, incluso la suficiente para entrar en el subespacio si cuenta con un motor de salto.

Reglas

Un velero solar se maneja con la habilidad de Pilotaje. Sin embargo, debido a la dificultad intrínseca de operar un velamen espacial, todas las tiradas de Pilotaje se modifican en +2GD (la primera vez que alguien se pone a los mandos de un velero) o +1GD (cuando ya se tiene cierta práctica pero aún no se posee experiencia suficiente, lo que queda a criterio del sabio DJ).

A efectos de combate, la Maniobrabilidad de un velero solar se considera siempre cero (con lo que siempre estará en franca desventaja con respecto a una nave que emplee motores convencionales). Se considera que el velamen cuenta como un único motor, por lo que cualquier impacto en los motores destruirá la frágil vela y hará que la nave quede a la deriva.

Los veleros solares son muy difíciles de detectar con los sensores convencionales, por lo que modifican en +1GD la dificultad de las TA para detectarlos, +2GD si además arrían la vela y tratan de pasar desapercibidos (apagando la energía al mínimo, etc.). Por este motivo han sido usados, muy esporádicamente, como vehículo para llevar a cabo operaciones de infiltración tras las líneas enemigas. Sin embargo, debido a su escasa velocidad y la dificultad de su pilotaje, no es algo que se haya hecho muy a menudo.