Número: 186.     4ª época.     Año XVII     ISSN: 1989-6289

186 > Sucesos > Runas > 05: Runas del sabio (Pan). Por: Sabio del Desierto

 

Tres años de la segunda palma de la primera columna de la estela del gato de agua

Runas del sabio

Como saben los cuervos de Taga...

Problemas en el rio Púrpura

Están llegando noticias de ataques de upambas por todo el río Púrpura. Aunque estas moles salvajes suelen ser solitarias y no meterse en problemas, parece que están más inquietos de lo habitual. A pesar de las advertencias, una peculiar pareja formada por un tikki y un mendwan se han encontrado viajando hacia uno de los grakines de la gran Pradera. Está cercana la cacería sagrada que reúne a gentes de todo Narava y muchos viajeros deciden viajar a la zona para conseguir trabajo y recursos.

En pleno viaje se han unido a una partida de cazadores de una tribu asentada en la orilla del río, a un par de jornadas de allí. Esa noche deciden pasarla en compañía de los cazadores, pero en plena noche el ataque de un par de upambas tronca todos sus planes.

Varias personas han muerto, y Liriv, el tikki, ha quedado gravemente herido. Mako, líder de los cazadores, les ha propuesto a Liriv y, a su compañero mendwan Asom, llevarles a su campamento donde el tikki podrá ser atendido por la curandera y chaman de su pueblo. Asom ha aceptado y reza a los espíritus por que no sea demasiado tarde.


El invierno llega al cabello de Luz de Druma

El pelo de Luz de Druma se ha vuelto blanco. Al principio fueron unos pocos mechones, pero con el paso del tiempo todo el cabello ha encanecido. A diferencia del pelo de los ancianos, el de Luz de Druma no es gris, sino blanco. Un blanco que recuerda a las montañas y a los osos del hielo. Es el invierno. Ella no ha querido darle importancia, dice que es algo natural, pero todos saben que es una chamán extraña y murmuran que es un augurio del invierno del mundo que está por venir, cuando los muros de hielo y las montañas de nieve lo cubrieron todo, antes de que los medwan pisaran Pangea.


Los Merodeadores huyen

La banda de caza de los tikki, capitaneada por Mou, dio alcance a los Merodeadores mientras se preparaban para realizar otro ataque a un poblado. Cogidos por sorpresa, los tikki se cobraron las primera víctimas, pero la lucha se desequilibró en cuanto el gigante que lidera a los Merodeadores entró en liza. Dicen que Mou se enfrentó a él en solitario e impidió que el ataque se convirtiera en una masacre. Los Merodeadores, vista la ferocidad de los tikki, decidieron retirarse. Con más de la mitad del grupo lastimado de alguna manera, Mou decidió no perseguirles. La cacería no ha terminado.


El monolito verde se ha movido

Eso aseguran los habitantes del grakin de Druma. Los comerciantes que han pasado por allí aseguran que en el suelo pueden verse marcas como si la piedra se hubiera arrastrado un puño. Es una historia inverosímil y muchos, incluso dentro de la propia Druma, prefieren pensar que alguien la ha empujado (lo que sería una hazaña aún más increíble) o que el monolito sigue en el mismo sitio y alguien ha removido la tierra para gastarles una broma. De cualquier forma, el jefe del grakin ha clavado dos lanzas junto al monolito (delante y detrás) para demostrar que no se mueve.


Todas las noticias comentadas por el Sabio del Desierto han sido grabadas en la estela y son para el juego Pangea. Los Guardianes de la Roca recorren los caminos y los grakines de esta tierra primigenia y le notifican los acontecimientos al viejo tallador. Todas ellas son fruto de las partidas realizadas por los jugadores de Pangea o por el equipo creativo de la propia editorial. El viejo chamán las cuenta en las noches en torno al hogar con la intención de dar puntos de apoyo a la continuación o al desarrollo de las partidas. Si quieres comunicarnos alguna noticia sucedida en tu mesa de juego, envíanos un mail.